Lunes 26 de agosto de 2019

100 días para el Oro

Compartir la nota

Bastaron sólo algunos capítulos para que la productora de Underground, de la mano de Sebastián Ortega y Pablo Culell, demostrara con su ficción diaria “100 Días para Enamorarse”, que se convertiría en una de las novelas revolucionarias de la televisión Argentina.

Anoche, en el 60º aniversario de la Asociación de Periodistas de la Televisión y Radiofonía Argentina (APTRA), Underground se alzó con seis galardones (incluidos el Martín Fierro de Oro, Mejor Ficción Diaria y los protagónicos en Mejor Actriz y Actor de Ficción Diaria) por lo que tras la ceremonia llevada a cabo en el Hotel Hilton, el elenco continuó celebrando en otro de los hoteles conocidos de Buenos Aires, el Hotel Madero.

La telenovela protagonizada por Carla Peterson, Nancy Dupláa, Juan Minujín y Luciano Castro, entre otros, abordó temáticas diversas, como la identidad de género, lo que provocó intensos debates.

El guionista Ernesto Korovsky declaró: “en un año en que se habló tanto del empoderamiento de la mujer, de la revolución de los pañuelos, de la ampliación de derechos, era un programa que fue justo en ese sentido”. Agregó: “Desde el principio hubo la intención de hacer un programa verdadero, sobre las relaciones, sobre los vínculos. Veníamos viendo que aparecían programas como Merlí, donde lo vincular tiene un valor que no se veía desde la época del teleteatro y los culebrones”.

La actriz Maite Lanata, ganadora del galardón como mejor actriz, dejó un mensaje claro para los encargados de las leyes de nuestro país y pidió la implementación de la ley de educación sexual. “El Estado no puede seguir mirando a un costado”, exigió.

Por su parte, Carla Peterson realizó uno de los discursos más emocionantes de la noche y resaltó el gran trabajo, la responsabilidad y la amistad que se forjó en el equipo de trabajo.

Por último, Lanata se despidió con una frase del primer presidente de la Comunidad Homosexual Argentina. “Carlos Jáuregui dijo ‘en una sociedad que nos educa para la vergüenza, el orgullo es una respuesta política’ y yo quiero agregar que el arte también”, sentenció.

Comentarios