Lunes 26 de agosto de 2019

“Avengers: End game”, crítica: Marvel se supera a sí mismo con la mejor película de su historia.

Compartir la nota

En el 2008 se estrenó IronMan y nadie imaginó que 11 años después estaríamos hablando de un Universo que incluye 22 películas de los personajes mas conocidos de Marvel.

“Avengers: End Game” es, como lo indica su título, el final de varios arcos argumentales que se abrieron a lo largo de este camino y también de algunos personajes emblemáticos que cierran sus contratos con la Casa de las Ideas.

Esta reseña será sin spoilers, como lo pidieron los mismísimos directores de la película, luego de que la ultima semana se filtraran algunos minutos, con lo que se puede continuar la lectura sin miedo a arruinarse la experiencia.

El argumento de “Avengers: Endgame” continua justo en el momento en el que se ha producido el chasquido de dedos de Thanos, provocando que la mitad de la población mundial desaparezca, y los héroes que sobrevivieron mas la aparición de la Capitana Marvel tratando de localizar al Titan loco para obligarle a revertir los efectos provocados por el poder de las Gemas del Infinito y traer de vuelta a la mitad de los seres vivos eliminados de todo el universo.

El que aquí suscribe tiene muchísimas películas en su historial y les puedo asegurar que pocas veces viví el clima que se dio en esta sala de cine. El silencio, las lágrimas, las carcajadas y los aplausos que marcaron las 3 horas y 10 minutos que dura la cinta son algo inédito. Pero entendible, porque lo que pasó fue algo indescriptible. Claramente no estábamos preparados. ‘Avengers: End Game’ no es la película que esperábamos. Ni cerca. Ni remotamente. Es mucho mejor.

El filme funciona como si tuviera 3 capítulos dentro de la historia, cada uno, más o menos, de una hora de duración.

Primero muestran que sucede después del genocidio de Thanos. Pero desde un plano muy intimo y sentimental. Desde la pregunta retórica de cómo nos sentiríamos si algo así descomunal nos pasara. Como seguir luego de una tragedia de esa escala, cuando se pierde tanta gente amada.

El segundo tramo, es un tour guiado simplemente fabuloso a través de las 22 películas previas llevando un poco mas allá el “detrás de escena” y ampliando algunas situaciones pasadas que harán entender el presente. Los mas fanáticos del mundo Marvel van a disfrutar de este auto homenaje al mejor proyecto de cine de superhéroes de la historia. Muchos guiños, mucho humor y todo eso, sin perder la trama principal y aun dando con muchos momentos emotivos que dejan la garganta apretada.

El final es exacto lo que esperábamos y mas. Todos los millones de dólares de producción tirados al horno en una batalla final épica que dejarán pequeñas a otras grandes batallas como las de El señor de los Anillos, Harry Potter o Avatar.

En cuanto a los personajes, ganan protagonismo algunos héroes que no habían podido destacarse tanto en películas anteriores, como Hawkeye que por momentos se roba la película y protagoniza alguno de los momentos más emotivos, Hulk que tiene bastantes escenas y sorprende además con un nuevo perfil hasta ahora nunca explorado; y hablando de sorpresas, Thor, a cargo de Chris Hemsworth, es una de las mas espectaculares de la cinta por un cambio simplemente inesperado en todo aspecto.

Del resto de os personajes no hay mucho por decir, pero por lo muy logrado de sus actuaciones. Robert Downey Jr., Chris Evans, y Scarlett Johansson a esta altura ya pareciera que no actúan, sino que son ellos mismos. Los personajes los han absorbido de modo tal que nadie puede imaginar a IronMan, el Capitán América y Viuda Negra en otras manos. Están simplemente fabulosos en sus roles.

Párrafo aparte para el trabajo de los hermanos Russo, los directores, que tomaron las riendas de este Universo en “Capitán America, soldado de Invierno” y con esta película cierran un ciclo que quedará en el recuerdo por siempre. El guión super complejo de esta película es ejecutado magistralmente con los tiempos justos para casi todos los (muchos) personajes que participan con una puesta en escena que no deja nada que desear. Desde los efectos especiales hasta la música, todo es perfecto. Logran llevar este viaje emotivo de mas de tres horas sin que uno mire el reloj, sin darse cuenta del tiempo y dejando caer varias lágrimas, resultado del cariño por estos personajes con los que compartimos emociones durante mas de una década y ya resultan familiares.

El mundo entero llenó las salas de cines dejando ver que esta película no es simplemente una de superhéroes, sino mas bien un hito del cine en general. Los números hablan por sí solos. Hablamos de iconos de la cultura pop moderna.

El escritor inglés Neil Gaiman dijo una vez sin equivocarse: “Despreciar el trabajo mitológico de los superhéroes es despreciar el mayor trabajo narrativo de toda la historia de la humanidad. Nunca tanto talento, artístico y literario, ha acometido durante tantas décadas una tarea narrativa como la de los superhéroes”.

El mundo cambió y la historia cambió. Antes se hablaba de dioses, según la pluma de Homero. Hoy se habla de Thor, según la pluma de Stan Lee. Estos son nuestros mitos modernos. Los superhéroes son la imagen de lo divino en nosotros. Son aquello con lo que soñamos ser.

11 años y 22 películas. Al elenco de mega figuras habrá que darles las gracias una y mil veces. Como también a los muchos directores que participaron de este Universo de películas que han hecho historia y pusieron la vara realmente muy alta para el futuro del cine de superhéroes, incluso para la propia Marvel Studios.

Porque esto, reitero, es histórico e irrepetible.

 

Corresponsales en Australia. Jordan Vecino y Belén Ortiz.

Comentarios