Lunes 30 de noviembre de 2020

Entretelones del fallido debut del plan Guzmán para calmar al dólar y la sugestiva ausencia del Central

Compartir la nota

No fue, precisamente, el debut soñado que hubiera querido Martín Guzmán. El día después de los anuncios para calmar la brecha cambiaria en el mercado del dólar contado con liquidación (CCL) y Bolsa (o MEP), las cotizaciones de estos tipos de cambio subieron fuertemente.
Si bien habían comenzado a la baja, el dólar que surge de comprar y vender acciones y bonos argentinos, escaló con fuerza: el CCL trepó 4% hasta $171 mientras que el Bolsa ganó 5% y cerró en $161. El blue, aquél que no controla ninguna mano del Estado, quedó en $180, prácticamente sin cambios.
En el mar de rumores, en las mesas se notó la ausencia del Banco Central vendiendo bonos en el “liqui”. Algo que llamó la atención, ya que la entidad venía soltando el AL30 (un bono surgido del canje que tiene en cartera luego de la reestructuración y que vence en 2030) para frenar el alza del contado. Pero, en las mesas de dinero no lo vieron y se especula sobre un “pase de facturas” de Miguel Ángel Pesce a Guzmán por haberlo desautorizado por escrito en el comunicado del lunes.
El BCRA brilló por su ausencia en el mercado y no salió a vender bonos para detener la suba del contado con liqui
El BCRA brilló por su ausencia y no salió a vender bonos para detener la suba del contado con liqui
El lunes el comunicado de Economía fue explícito al decir que las medidas tomadas el 15 de septiembre por parte del Central le quitaron liquidez al mercado del dólar financiero y eso produjo volatilidad. ¿Será esto o simplemente es un cambio de estrategia? Por lo pronto, en el mercado dicen que el BCRA no le puso el pecho a la suba del dólar y eso generó sospechas.
“Guzmán anunció algo que va en la dirección correcta, pero que en el fondo es un pavada. El anuncio es una gota de agua en medio de la crisis. Y el mercado, que ya había ajustado con el rumor desde el viernes cuando el ministro lo avisó en IDEA, se sintió desilusionado. Creo que es positivo pero en este contexto no alcanza”, resumió el director de una consultora financiera con oficinas en Retiro.
El mismo ejecutivo, que vivió en Nueva York unos años cuando trabajó para un banco de inversión europeo, dice que el efecto de las medidas de Guzmán “es similar a cuando le bajaron las retenciones a la soja el 2% con una brecha del 100%”. “Es como lo mismo, sabés que no va a cambiar nada. Acá te estaban pidiendo que tires un cañonazo y terminaste disparando cebitas”, describió.
“Es un avance que se hayan dado cuenta que con la híper regulación que hizo el BCRA, toda la demanda del CCL se fue al blue. Pero con este mini ajuste no pasa nada. Nadie entiende por qué sigue el parking…y así otras cosas. Van muy detrás de los acontecimientos, necesitan algo más de shock”, apuntó otro histórico broker de la City.
La clave, según contó, tendrá que venir por un golpe de shock en el mercado cambiario. “Ya sea por aumento de oferta o de precio. O sea, que se vuelquen divisas, swap de China, el FMI, una avalancha de exportadores…sino tendrá que haber un salto discreto del tipo de cambio. No queda otra”, explicó.

Comentarios