Domingo 22 de septiembre de 2019

Se modifican los tiempos de notificación y el acceso a planes de pago en las Multas de Transito

Compartir la nota

La Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires, modificó nuevamente el régimen de faltas de transito, en donde tanto los motociclistas como los automovilistas tienen menos beneficios para negociar esas contravenciones. Con la nueva normativa aceleraron el tiempo para notificar al ciudadano que cometió la multa y restringieron el acceso a planes de pago.

En la actualización del régimen se busca lograr un procedimiento ágil y moderno, se incorpora la firma digital y las notificaciones por chat o correo electrónico, también se actualizaron preceptos jurídicos y se redujeron los tiempos de varios procedimientos que atentan contra el bolsillo de la gente.

La legisladora del FIT, Myriam Bregman, expresó: “cuestiono la norma y afirmo que lo que se presenta como una modernización del sistema actual, en realidad tiene como objetivo recaudar más” y “la modificación de la norma tiene puntos regresivos. Lo que se discutió en el recinto es cómo recaudar más y cómo agilizar la ejecución de las faltas. Esto es darle más poder a la Policía y ningún beneficio a la población”.

También criticó con dureza la desaparición de la segunda notificación a los presuntos infractores: “Si llega un aviso de multa y la persona no se presenta o no paga dentro de los 20 días, la ejecutan directo, cuando antes si no se presentaba, la volvían a notificar antes de iniciar la ejecución”.

Mientras tanto el Subsecretario de Justicia porteña, Hernán Najenson, manifestó: “negamos que los cambios se hayan hecho con fines recaudatorios y consideró que el objetivo fundamental es bajar el número de infracciones y muertes por accidentes de tránsito. Buscamos que el infractor se entere lo antes posible de la multa que cometió para que no vuelva a repetirla. Si la multa llega más rápido se genera mayor eficiencia en el fin que perseguimos”.

A su vez el abogado especialista en infracciones de tránsito, Gonzalo Iezzi, sostuvo que: “en realidad se modificó el accionar del circuito de las infracciones debido a que se plasmó en esta ley todo lo que ya se venía realizando en la práctica. Y citó como ejemplo la notificación al infractor por correo electrónico. La norma no solo amplió las posibilidades de aviso, cuando antes era por carta al domicilio, sino que también considera como válidas todas las direcciones postales que el ciudadano haya declarado en el Registro Civil, la AGIP, la AFIP, la Propiedad Automotor o el padrón electoral, ya no se podrá utilizar la excusa de que no se pagó la multa porque llegó a otra dirección”.

La legisladora y Jefa del Bloque Peronista, María Rosa Muiños, advirtió que la notificación debe ser progresiva. “En primer término, se debe notificar al domicilio que obra en la licencia de conducir, luego al domicilio que obra en el registro de la Propiedad Automotor, entre otros, debiéndose agotar todas las instancias posibles para que el ciudadano pueda ejercer su derecho a defensa. Debemos considerar que la citación es un acto del procedimiento fundamental donde se lo cita al presunto infractor para hacer el descargo, ofrecer prueba y en su defecto acceder al pago voluntario con importantes descuentos, dentro de los plazos perentorios, y esto no sucede” y “que para la ejecución de deudas se sustituye a la Justicia Penal, Contravencional y de Faltas por la Justicia Contencioso Administrativo y Tributario. Y será el juez, controlador o autoridad pertinente quien determine que el pago de la multa se realice en un plazo o en cuotas, de acuerdo a criterios de racionalidad y proporcionalidad”.

También agregó: “Esto plantea una posible vulneración a la división de poderes. Podría implicar en los hechos que el Poder Ejecutivo, mediante funcionarios de mediano rango, tengan facultades legislativas dentro de la esfera de su competencia, lo que vulnera la independencia de criterio en la interpretación de una norma de las autoridades intervinientes”.

En el texto de la Ley deja en claro que: “de no acogerse al pago voluntario o requerir la intervención de la Unidad Administrativa del control de Faltas dentro de los 40 días corridos desde la notificación deberá abonar el 75% de la multa”. Y que la posibilidad de acceder a planes de pago “no será aplicable en aquellos casos de reiteración de la misma falta o comisión de una nueva falta de la misma sección dentro del término de 365 días”.

Entre otros de los puntos salientes figura que se redujeron los plazos para notificar al ciudadano que cometió la multa: de 60 días pasa a 40 días.

Comentarios