Lunes 26 de agosto de 2019

Un parque de película

Compartir la nota

La productora Warner Bross, además de ser famosa por sus películas, hace muchos años también lleva adelante exitosamente la creación de parques de diversiones, entre los que se destaca el Movie World de la costa este australiana. Ubicado en el estado de Queensland, entre las ciudades de Brisbane y Gold Coast, este parque temático está abierto todos los días del año y recibe visitantes del mundo entero.

Ambientado con el colorido de sus personajes animados más aclamados, este parque de diversiones lleva a la nostalgia de la mano de Bugs Bunny, el Pato Lucas, el demonio de Tasmania y muchos más. Sobre todo, en el sector de niños donde los protagonistas son la montaña rusa del Correcaminos o los autitos chocadores de Speedy Gonzalez.

Movie World se mueve alrededor de su calle principal donde, además de tener la mayoría de sus locales de comidas y merchandising, se dan todos los shows que se suceden durante el dia. Hay que estar atentos ya que el cronograma se entrega en la puerta de entrada y varía según el dia, pero vale la pena ver cada uno de ellos. Hay desfiles de Dorothy del Mago de Oz, del Joker de Batman, de Marilyn Monroe y por supuesto el gran desfile principal de cierre donde pasan carrozas con todos los personajes que dan vida al parque.

Pero por supuesto, no todo es personajes, muñecos o clima infantil. Movie World tiene entretenimientos para todas las edades y en los últimos años se han puesto a punto, de la mano de DC Comics, con las montañas rusas mas desafiantes del mundo. De hecho, tienen la Montaña Rusa más rápida, de duración mas larga y de caída más alta de todo el hemisferio sur, la famosa “DC Rivals HyperCoaster”. Con un recorrido de casi 1,5km de largo y una caída de 60 metros de alto, atravesando la cara gigante del Joker, son pocos los que se animan a subirse. Incluso, es curioso ver la poca espera para subirse. También impresionan la montaña rusa de Linterna Verde, la de Superman con el mismísimo kriptoniano empujando los carros desde atrás, con una aceleración inicial de 0 a 100km/h en dos segundos, o la de Batman, en donde los pasajeros viajan con los pies en el aire, incluso con la opción de viajar con gafas 3D para darle aún más realismo.

La zona DC Comics se destaca, lógicamente, en esta época donde los superhéroes invaden los cines, la televisión e Internet. Además de las atracciones, hay bares temáticos, heladerías, cafeterías y varios locales de merchandising. Apoyado en el suceso de la película, actualmente se encuentra la exhibición de Acuaman, con partes del set y vestuario original del filme.

Otra zona destacada es El Lejano Oeste, de gran extensión y lograda adaptación a las películas de la época, donde la cereza del postre es su Wild West Falls Adventure. El viaje, en una especie de canoa por caminos de agua, cuenta con géiseres, ejes de minas, un pueblo fantasma y una inevitable caída desde lo alto de una montaña como el clímax del paseo.

Claro que un parque de Warner Bross no puede darse el lujo de no mostrar algunos de sus detrás de escena, por lo que también pueden verse estrellas en el piso de famosos de Hollywood, teatros 4D internos e incluso una actividad muy entretenida donde el público es parte de un show de persecución de autos, la cual se filma en el momento con participación de la gente. Ver al final del show la proyección del videoclip hará que cada uno se siente parte de la película.

En Halloween, Fright Nights incluye películas de terror, escalofriantes laberintos y espectáculos para adultos. En diciembre, White Christmas ofrece a los niños la posibilidad de practicar patinaje sobre hielo y ver desfiles temáticos. El Año Nuevo chino también se celebra en febrero con el desfile de un dragón y con un programa especial.

Para mas información, seguinos en Instagram @chiruzosporelmundo

Comentarios